Yum! Brands se compromete a usar aceite de palma de fuentes sostenibles

Yum! Brands, la segunda mayor cadena de restaurantes en América gracias a sus marcas KFC, Taco Bell y Pizza Hut, se convirtió en la última empresa de alimentos que se ha comprometido a usar el aceite de palma de fuentes sostenibles para evitar la deforestación.

“Yum! está comprometido a aplicar su política nutricional global que incluye la eliminación de aceite de palma como aceite de cocina en restaurantes para el año 2017. En circunstancias atenuantes y por excepción, los mercados que no pueden cumplir con esta política de nutrición pondrán en marcha un plan para que las fuentes de aceite de palma sean sostenibles al 100% a finales de 2017.

“Yum! parece tener buenas intenciones con este compromiso, que obligará a la empresa a comprar aceite de palma exclusivamente para cocinar sin dañar los bosques y turberas, zonas pantanosas de suelo rico en carbono. Un resultado del compromiso es que este aceite se usará en todos los restaurantes de Yum! de todo el mundo “, dijo Lael Goodman, analista de Bosque Tropical e Iniciativa Climática de la Unión de Científicos Preocupados. “El problema es que el aceite de palma es también un ingrediente común en algunos bienes y salsas cocidas al horno de la empresa – productos que son preparadas por un proveedor externo – y no están cubiertos por el compromiso. Aquí es donde el compromiso pierde vapor.

“El avance será rápido hasta enero de 2018, cuando el compromiso entre en vigor,” Goodman continuó. “Aunque, si yo estoy comiendo una comida de KFC que incluye el pollo frito con una galleta y salsa, significa que cuando como el pollo no es una actividad vinculada a la deforestación, pero mi galleta y mi salsa no viene con las mismas garantías”.

El aceite de palma es un ingrediente común en productos que van desde la crema de cara hasta la comida rápida. Las emisiones nocivas de carbono se liberan cuando la tierra es deforestada para dar paso a las plantaciones de aceite de palma. En total, alrededor del 10 por ciento de todas las emisiones de calentamiento global resultan de la deforestación tropical.