El gobernador de Nueva York propone vincular la RGGI con el mercado de carbono de California

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, ha propuesto vincular la Iniciativa Regional de Gases de Efecto Invernadero del noreste con otros “mercados exitosos de carbono,” en medio de una lista de propuestas destinadas a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

Los mercados de carbono están trabajando a nivel regional en varias áreas, pero el gobernador Cuomo ha afirmado que el estado está buscando ampliar su participación más allá de la RGGI, que ha tenido éxito en el noreste. El gobernador dijo que Nueva York trabajará con California, Quebec y Ontario para expandir y vincular los mercados.

“La conexión de estos mercados sería más rentable y estable, y se apoyaría así la energía limpia y las reducciones internacionales de emisiones de carbono”, dijo Cuomo. “El Estado de Nueva York también involucrará a otros estados y provincias para construir un mercado de carbono más amplio e impulsar aún más un debate internacional que fomenta la acción del gobierno en relación a las emisiones de carbono.”

El anuncio fue parte de una lista más amplia de iniciativas que Cuomo propone para combatir el cambio climático.

“El cambio climático es un problema de toda la sociedad y negar que es real, es negar la razón”, dijo. “Nueva York está muy implicado. Estamos demostrando el liderazgo y el enfoque que el tema demanda. Ahora le toca a los líderes mundiales seguir su ejemplo”.

Cuomo also signed the Under 2 Memorandum of Understanding, an agreement between states, provinces and cities around the world which affirms a commitment to help keep the earth’s average temperature from increasing more than 2 degrees Celsuis (3.6 degrees Fahrenheit) by 2100.

Cuomo también firmó el Memorando de Entendimiento, un acuerdo entre estados, provincias y ciudades de todo el mundo que tiene el compromiso de que la temperatura media de la Tierra no aumente más de 2 grados Celsius (3,6 grados Fahrenheit) para el año 2100.

Un plan para colocar las energías renovables en todos los campus de SUNY en los próximos cinco años ayudará a la universidad pública en su objetivo de mejorar su rendimiento de eficiencia energética en un 20% y en reducir los gases de efecto invernadero en un 30% en el mismo tiempo.

ALLCOT