La UE está cerca de cerrar un acuerdo sobre la reforma del mercado de carbono

La Unión Europea está cerca de llegar a un acuerdo sobre un plan para modernizar su mercado de carbono, que actualmente no pasa por su mejor momento. “Estamos llegando a un acuerdo entre el Consejo Europeo y el Parlamento Europeo para la reforma del mercado de carbono”, dijo Sefcovic, vicepresidente de la Comisión Europea, en Bruselas.

En un esfuerzo por impulsar los precios de carbono y estimular la industria para cambiar a una energía más verde, el ejecutivo de la Comisión Europea de la UE ha propuesto un plan para retirar cientos de millones de permisos de carbono que hay de excedente del Sistema de Comercio de Emisiones de la UE a partir de 2021.

Sin embargo, algunos Estados miembros como el Reino Unido y Alemania, quieren que esta acción comience antes, en 2017.

Polonia, dependiente del carbón, y las industrias consumidoras de gran cantidad de energía dicen que la propuesta de la Comisión de 2021 es muy pronto y las divisiones entre las dos partes se han hecho eco en el Parlamento Europeo.

El 22 de enero, una comisión del Parlamento Europeo a favor de la industria no logró acordar una fecha para la reforma de la ETS de la UE, en la primera de una serie de votaciones que tendrán lugar en las próximas semanas.

Una fuente en el Parlamento dijo que la votación de la comisión mostró cómola opinión está dividida. El Consejo Europeo de los estados miembros también sigue dividido, dijeron otras fuentes.

El siguiente paso será la votación sobre la propuesta por parte de la Comisión de Medio Ambiente del Parlamento Europeo el 24 de febrero.

China planea limitar inicialmente las emisiones de seis sectores industriales en su mercado nacional de carbono

China planea limitar inicialmente las emisiones de seis sectores industriales, como generadores de energía y fábricas de productos químicos, dentro del mercado nacional de carbono que, según las previsiones, se va a poner en marcha a mediados del próximo año.

El mercado nacional de carbono del primer emisor mundial de gases de efecto invernadero regulará probablemente entre 3 y 4 mil millones de toneladas de dióxido de carbono para el año 2020 con un valor de hasta 400 mil millones de yuanes (65 mil millones dólares), lo que lo haría dos veces mayor que el mercado de la UE, actualmente el más grande de mundo.

Las empresas de generación de energía, metalurgia, metales no ferrosos, materiales de construcción, productos químicos y aviación serán los primeros en operar bajo este mercado nacional, dijo  en un seminario en Pekín Jiang Zhaoli, un alto funcionario del Departamento de Cambio Climático de la Comisión Estatal de Desarrollo y Reforma (CEDR).

Cada productor en estos sectores emite más de 26.000 toneladas de dióxido de carbono al año, dijo Jiang.

“Esperamos poner en marcha el mercado nacional en el verano de 2016, comenzando con una fase de negociación de tres años antes de que el mercado se vuelva completamente funcional en el 2019”, añadió Jiang.

Dicho plan, todavía pendiente de la aprobación final de las autoridades estatales, integrará a los siete mercados regionales existentes en un sistema de comercio unificado.
“Estamos seguros de que China va a construir con éxito un sistema de comercio de emisiones a nivel nacional eficaz para el 2020”, dijo Mary Veronica Tovsak Pleterski, directora  del DG Clima en la Comisión Europea.

Obama anima a los estados de EE.UU. a que reduzcan más rápido las emisiones de las centrales eléctricas

Obama ha hecho de la lucha contra el cambio climático una prioridad en sus últimos dos años en el cargo y sigue preocupado por este tema. Por ello, el presupuesto fiscal de 2016 propone 7,4 mil millones de dólares para financiar tecnologías de energía limpia y un fondo de 4 mil millones de dólares para estimular a los estados de Estados Unidos a que reduzcan más rápido las emisiones de las centrales eléctricas.

El presupuesto de Obama también pide la extensión permanente del Crédito Tributario de Producción, utilizado por la industria eólica, y el Crédito Fiscal a la Inversión, utilizado por la industria solar, dijeron los funcionarios.

La inversión en tecnologías de energía limpia cubriría programas principalmente del Departamento de Energía y el Departamento de Defensa. La cifra de 7,4 mil millones de dólares es un aumento de los 6,9 mil millones de dólares propuesto en el presupuesto fiscal de 2015 de Obama y de los 6.5 mil millones dólares aprobado por el Congreso para este año.

La administración está ultimando normas controvertidas para recortar las emisiones de dióxido de carbono de las centrales eléctricas en todo el país. El nuevo fondo daría a los estados incentivos para acelerar ese proceso o ir más allá de sus recortes obligatorios.

“Tienen la oportunidad de realmente fijar sus miras más altas y tener una trayectoria más ambiciosa en lo que respecta a la energía limpia”, dijo un funcionario.

Los Estados podrían obtener financiación al cumplir unos requisitos, como hacer que sus metas de recortes de emisiones se cumplan más temprano o hacer más recortes de los necesarios por ley. Entonces tendrían acceso al dinero que podría ser utilizado para financiar tecnologías de energía limpia, para ayudar a las comunidades de bajos ingresos que se enfrentan a “impactos desproporcionados de contaminación ambiental” y para crear  incentivos para que las empresas respalden proyectos que reduzcan las emisiones de carbono, culpables del calentamiento global.

Además, el presupuesto provee 400 millones de dólares para ayudar a las comunidades a evaluar los riesgos de inundación.

También detalla los costos para el gobierno federal de los desastres relacionados con el clima, destacando un argumento fiscal para combatir el calentamiento global. Los Estados Unidos se han enfrentado a más de 300 mil millones de dólares en costos directos resultantes de las condiciones meteorológicas extremas y de los incendios en la última década, según el presupuesto.

El director de Unilever dice que las empresas pueden ser sostenibles y rentables a la vez

Blue & GreenTomorrow ha publicado un artículo en el que el director ejecutivo de Unilever, Paul Polman, explica la importancia de invertir en sostenibilidad. Polman ha criticado fuertemente el mundo de los negocios por centrarse únicamente en las ganancias y no tener en cuenta la sostenibilidad y otros retos globales. Afirma que las empresas no tienen que elegir entre ganancias financiera y tener un impacto positivo en el medio ambiente.

 

Esta afirmación la realizó durante la entrega de premios Sustainable Living Young Entrepreneur Awards que tuvo lugar en Londres y que fue organizada por Unilever. Polman insistió en que los negocios no deben centrarse solo en tener beneficios, sino que también deben considerar la posibilidad de tener un impacto positivo y reducir los efectos negativos.

 

Según el Telegraph, Polman dijo, “El beneficio no es un fin, es un producto final. Siempre quiero un resultado más profundo. La gente asume que si haces algo bueno, debe costar dinero. No sé de dónde sacan esa idea”.

 

Unilever es una de las empresas más sostenibles del mundo y además ofrece beneficios financieros significativos para los accionistas. Las cifras del año completo de Unilever, publicadas a principios de este mes, muestran que a pesar de que ha habido una disminución de la facturación de un 2,7%, a £ 37 mil millones, los beneficios antes de aplicar los impuestos alcanzaron £ 5840 millones, un aumento del 7% con respecto el año anterior.

 

“Si invertimos inteligentemente ahora, podremos tener nuestro trozo de pastel. El precio de nuestras acciones subió un 25% en los últimos cuatro meses, por lo que mostramos al  mundo  que se pueden abordar temas difíciles sin peligro para la viabilidad económica de su modelo de negocio”, añadió Polman.

Continuó diciendo que invertiría 90 billones de dólares (en infraestructura durante un periodo de 15 años para construir una economía global sustentable que pueda luchar eficazmente contra el cambio climático. Polman señaló que las empresas constituyen el 60% de la economía global y si no juegan un papel importante en esta lucha y no toman medidas para resolver la crisis, no se va a conseguir acabar con él.

IKEA dice la demanda de sus productos más verdes aumentó un 58% el año pasado

IKEA ha revelado esta semana que la demanda de sus productos más verdes aumentó un 58 por ciento el año pasado, con lo que se obtuvieron 1.000 millones de euros de ingresos. Así, los consumidores adoptaron nuevas tecnologías limpias, como la iluminación LED, paneles solares, y grifos para ahorrar agua.

 

El gigante minorista publicó una actualización de su desempeño en sostenibilidad, junto a los resultados anuales, que muestran las ventas totales subieron un 5,9%, a 28.7 mil millones de euros.

 

Los resultados confirmaron que los productos que ayudan a los clientes a lograr “una vida más sostenible en el hogar” son una importante área de crecimiento para la compañía.

 

“Estas cifras muestran cómo la demanda de los productos que benefician el medio ambiente mediante la reducción de residuos, reducción del consumo de agua o reducción del uso de la energía está en alza”,  dijo el director de sostenibilidad Steve Howard.

 

También afirmó que el crecimiento se está logrando a través de toda la gama, pero subrayó que el año pasado había visto a un punto de inflexión en el interés del cliente en la iluminación LED.

 

“Somos un gran jugador en este mercado y esto dará lugar a cientos de millones de horas de luz procedentes de los LED”, dijo Howard, que apunta a un ahorro energético de alrededor del 85 por ciento en comparación con las bombillas tradicionales. “Estamos hablando de un ahorro que supone la capacidad de suministrar energía a una ciudad.”

 

Ikea también ha invertido en la instalación de paneles solares y la compañía dijo que las mejoras de eficiencia energética en sus tiendas y almacenes habían supuesto el ahorro de 66 millones de euros desde 2010.

 

Howard dijo que también se está avanzando con la estrategia de compra verde de IKEA. La compañía confirmó que el 41% de su madera recibió el certificado FSC o era reciclada en 2014, mientras que la proporción de algodón de fuentes más sostenibles se elevó a  un 76%, por lo que la compañía está en camino de conseguir su objetivo del uso 100% de materiales sostenibles.

 

“La sostenibilidad es un factor clave de innovación y una parte integral de nuestra estrategia de negocios”, dijo Peter Agnefjäll, presidente y director ejecutivo de IKEA Group, en un comunicado. “Lo vemos como una gran oportunidad para mejorar nuestro negocio. Estamos decididos a que  IKEA crezca al mismo tiempo que conseguimos un impacto positivo en las personas y en el planeta.”

La ONU lanza un sitio web para que los países presenten sus contribuciones de cara a la COP de París

Todos los países ya pueden subir sus planes para intentar alcanzar un acuerdo climático en la COP de Paris – conocido como Contribuciones Previstas y Determinadas a Nivel Nacional- a un sitio web lanzado por la ONU el pasado jueves.

Estos deberán explicar cómo los gobiernos planean reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, que forman la columna vertebral de ese acuerdo global que se espera firmar en París en diciembre.

En su intervención en el Foro Económico Mundial en Davos, jefa de cambio climático de la ONU, Christiana Figueres, destacó la importancia de ser capaz de establecer objetivos claros en el nuevo acuerdo. “Si no empezamos a rodar ya, no vamos a llegar a un destino… pero tenemos que saber hacia dónde vamos”, dijo. “Cuando me subo a mi bicicleta o al coche… Casi siempre sé a dónde voy.”

Hasta ahora, ningún país ha subido sus contribuciones a la web, pero el tiempo es escaso. Los que están “preparados para hacerlo” deberán presentar sus estrategias para finales de marzo. Dentro de este grupo se incluyen a las principales economías.

La idea es que las propuestas de cada país se puedan comparar, por lo que cada uno de ellos tiene que proporcionar el mismo tipo de información.

Los países han decidido que dentro de esa información hay que incluir un calendario, el método para contar las emisiones y una justificación de por qué la propuesta es justa y ambiciosa. También pueden optar por describir cómo planean adaptarse a los impactos del cambio climático.

La ONU preparará un informe para el 1 de noviembre detallando si las contribuciones que recibe son suficientes para mantener el aumento de la temperatura global por debajo del umbral acordado internacionalmente de 2C.

Se espera que la UE base su contribución en un compromiso nacional para reducir las emisiones “al menos” un 40% con respecto a los niveles de 1990 para el año 2030. Los Estados Unidos ha dicho que va a reducir las emisiones en un 26-28% por debajo de los niveles de 2005 para el año 2025, y China dice que llegará a su máximo de emisiones para el año 2030.

Todos los países tendrán que escribir sus promesas sabiendo que el cambio climático irá a peor a no ser que se tomen medidas drásticas para reducir la dependencia de los combustibles fósiles.

El secretario general de la ONU Ban Ki-moon instó a los países a que presenten rápidamente sus contribuciones. “Animo a todos ustedes a ofrecer nuevos compromisos. Mostrad al mundo que no es sólo lo que hay que hacer, sino que también una opción inteligente”, dijo.

California podría alcanzar mayores reducciones de las emisiones para el año 2030 de lo previsto

Un nuevo estudio sobre el impacto de las políticas existentes de California con respecto a los objetivos de reducción de sus gases de efecto invernadero (GEI) sugiere que el Estado está en el buen camino para cumplir los objetivos de 2020, y podría alcanzar mayores reducciones de las emisiones para el año 2030, pero tendrá que hacer más esfuerzos para alcanzar sus objetivos climáticos de 2050.

“La buena noticia es que no sólo California va a cumplir con sus objetivos de reducción de 2020 bajo la AB 32, sino que podría conseguir una reducción de al menos el 40 por ciento por debajo de ese nivel en el 2030,” dijo Jeffery Greenblatt, autor del estudio y científico en el Departamento de Energía del Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley (Berkeley Lab). El documento, “Modeling California policy impact on greenhouse gas emissions,” ha sido publicado en Energy Policy

La investigación de Greenblatt es el primer intento de estudiar exhaustivamente todas las políticas pertinentes a fin de evaluar su efecto combinado en la reducción de las emisiones de GHG de California, especialmente en 2030.

El estado AB 32 de la legislación, la Ley de Soluciones al Calentamiento Global de California de 2006, requiere una reducción de las emisiones de GEI del Estado para el año 2020 al mismo nivel que las que había en 1990, esto es 431 millones de toneladas métricas de dióxido de carbono equivalente por año (MtCO2e / año). Además,  la orden ejecutiva S-3-05 de California establece un objetivo de reducción de las emisiones de GEI del Estado a un 80 por ciento por debajo de este nivel en 2050. Otra legislación estatal se refiere a áreas específicas como el transporte, la electricidad y los combustibles.

El nuevo modelo de Greenblatt, llamado CALGAPS, indica que las emisiones de gases de efecto invernadero hasta el 2020 podría oscilar desde 317 hasta 415 MtCO2e / año, por lo que sigue por debajo del objetivo AB 32, “lo que indica que las políticas estatales existentes probablemente permitirá California para cumplir con su objetivo en 2030”, dijo.

En 2030, las emisiones pueden ir desde 211 hasta 428 MtCO2e / año. “Incluso si no se implementan todas las políticas, las reducciones podrían ser suficientes para reducir las emisiones un 40 por ciento por debajo del nivel de 1990”, dijo Greenblatt.

Los servicios web de Amazon apuestan por la sostenibilidad a través del uso de energía renovable

La nube de Amazon Web Services (AWS) va a comprar electricidad procedente de un parque eólico de 150MW situado en Benton Country, Indiana, para abastecer a los centros de datos que tienen en la actualidad y a los que tendrán en el futuro.

 

Amazon se comprometió el año pasado a utilizar un 100% de energía renovable en sus centros de datos AWS para tratar, así, de reducir su huella de carbono.

 

Este compromiso se produjo después de que Greenpeace denunciase que AWS no había seguido los pasos de competidores como Apple y Microsoft en el uso de fuentes de energía renovable, como la energía solar y eólica.

 

AWS había tomado previamente medidas para limitar su impacto ambiental, como la introducción de su primera “región de carbono neutral”, US West (Oregón), en el año 2011 y desde entonces ha añadido otras dos regiones, en la Unión Europea, Frankfurt, y en EE.UU, AWS GovCloud.

 

Sin embargo, la compañía mantiene una red de centros de datos enorme y el suministro de servicios en la nube se da a más de un millón de clientes en todo el mundo, por lo que tiene ubicaciones de centros de datos en los EE.UU., Australia, Brasil, China, Alemania, Irlanda, Japón y Singapur.

 

Bajo los términos de este compromiso, AWS comprará la energía del nuevo parque eólico en cuando comience a generarla en enero del próximo año. Se espera que el El Parque Eólico Fowler Ridge produzca alrededor de 500.000 megavatios hora (MWh) de energía eólica cada año, suficiente para abastacer a unos 46.000 hogares estadounidenses.

 

“El parque eólico Fowler Ridge traerá una nueva fuente de energía limpia a la red eléctrica, donde actualmente operamos un gran número de centros de datos y tenemos planes de expansión pensados para apoyar a nuestra creciente base de clientes”, dijo Jerry Hunter, vice presidente de la infraestructura de AWS.

 

“Esta iniciativa ayuda a aumentar la energía renovable utilizada para alimentar nuestra infraestructura en los EE.UU. y es una de las muchas actividades de sostenibilidad y proyectos de energía renovable para la alimentación de nuestros centros de datos que tenemos actualmente en curso”.

 

El anuncio se produjo en la misma semana en que un grupo de 15 multinacionales reafirmó su compromiso para abastecerse de un 100% de energías renovables.

El mercado de carbono REDD fue lento durante el cuarto trimestre de 2014

Reuters ha publicado un informe donde se explica que en el cuarto trimestre de 2014 la media del spot bid disminuyó en $ 0.5 / t a $ 4.5 / t. El spot bid más bajo fue de aproximadamente 2 $ / t para los contratos de tamaño entre 10.000 y 50.000 toneladas. Los spot bids más altos registraron alrededor de US $ 10 / t para los créditos de algunos proyectos que generan entre 500 y 1.000 toneladas por año. La mayoría de los compradores pagaron en el rango de 4,0 a 5,0 $ / t por los créditos REDD emitidos por los contratos y la mayoría contiene menos de 50,000 toneladas.

 

El promedio de spot offer también se redujo en 0,5 dólares / t y se llegó a 5 $/ t, mientras que los spot offers más comunes oscilaron entre $ 4.0- 6.0 / t por el volumen del ontrato hasta 100.000 toneladas. Los spots offer más bajos en los créditos fueron de unos $ 2,5-3,0 / t; los más elevados fueron aproximadamente de $ 8.0 / t.

 

Los forwards bids cayeron en $ 1.0 / t a $ 3,5 / t y perdieron $ 0.5 / t, con un promedio de alrededor de 5,0 dólares / t. Los forwards bids más bajos estaban  $ 3.0-4.0 / t, mientras que los más altos fueron de alrededor de $ 7.0 / t por un paquete de 20.000 toneladas. Sólo unos pocos contratos a plazo se cerraron, y todo a precios bajos entre $ 1,5-4,0 / t.

 

Según los comentarios de los comerciantes y revendedores de crédito REDD, el último cuarto del año también se caracterizó por que  la comercialización secundaria de créditos REDD fue lenta.

 

 

Panorama del Mercado

 

Ni la COP de Lima ni los anuncios de los Estados Unidos y China en relación con los objetivos de reducción de emisiones han afectado al mercado REDD. El mercado continúa a ritmo lento, y los intereses de los compradores dominaron el curso de las negociaciones. En unos pocos casos, los compradores potenciales habían abandonado las negociaciones, ya que consideraban que los créditos REDD tenían un precio demasiado alto, y supuestamente decidieron posponer ofertas de compra o simplemente optar por tipos de crédito más baratos, incluidos los de la energía renovable.

 

Aunque la venta de créditos de compensación directamente a los usuarios finales por lo general hace que se coticen más, algunos vendedores confían cada vez más en la ayuda de terceros para encontrar compradores de REDD. Un número de usuarios finales se decantó por ofertas asistidas por un bróker para obtener una mayor garantía en la calidad del proyecto y la fiabilidad contrato. Comerciantes de crédito REDD indicaron que no compraron nuevos créditos durante el trimestre porque no podían revender las unidades que ya tenían en sus carteras.

Los permisos de emisiones y la demanda para compensarlas se incrementará en 2015

Según Triple Pundit, una web sobre negocios sostenibles, los permisos de emisiones y la demanda para compensarlas se incrementará en 2015.

 

El segundo período de cumplimiento para el mercado de carbono de California comenzó el primer día de este año. Los distribuidores de combustible para el transporte y el gas natural se han unido oficialmente y con la adición de los mismos, el tope de emisiones será del doble. Como resultado, la confianza predice que los mecanismos de contención de costos como las compensaciones y la banca serán mucho más importantes dentro del funcionamiento del mercado.

Un informe técnico reciente estima que el valor actual de mercado es de 2 mil millones de dólares al año, y se anticipa que esto aumentará a 4 mil millones de dólares en 2015.

Hasta la fecha, el mercado de California se ha visto en gran medida como un éxito operativo, sin embargo, algunos han sugerido que el sistema todavía no se ha enfrentado a situaciones de estrés que pueden surgir debido a fuertes oscilaciones del uso de la energía – escaladas drásticas e imprevistas provocadas por fenómenos climáticos como la sequía, veranos calurosos, e inviernos fríos.

La introducción de combustibles para el transporte dentro del mercado, junto con la incertidumbre de los permisos de emisiones y la escasez de compensaciones, hace que sea muy probable que aumente la demanda tanto de permisos como de compensaciones en 2015.

Por otra parte, Triple Pundit dice que fue hace sólo unos pocos años cuando los observadores se preguntaban si los mercados de carbono continuarían más allá del final del Protocolo de Kioto en 2012. Los mercados de carbono no sólo han logrado sobrevivir, sino que poco a poco se han ido ampliado, y a largo plazo los mercados seguirán creciendo.