13 grandes empresas estadounidenses invertirán al menos 140 mil millones de dólares para reducir su huella de carbono

Los ejecutivos de 13 grandes empresas estadounidenses han anunciado que van a invertir al menos 140 millones de dólares para reducir su huella de carbono.

Empresas como Apple Inc., Berkshire Hathaway Energy Co. y Goldman Sachs Group Inc. se unieron al secretario de Estado, John Kerry, y a altos funcionarios del gobierno en la Casa Blanca para el anuncio. Además de los compromisos para reducir las emisiones, proporcionar financiación a empresas relacionadas con el medio ambiente, y reducir el consumo de agua, las empresas han dicho que van a producir 1.600 megavatios de energía renovable – lo suficiente para alimentar a casi 1,3 millones de hogares. La Casa Blanca dijo que espera anunciar una segunda ronda de promesas a finales de este otoño procedentes de otras compañías.

Los compromisos se están anunciando mientras que el presidente Barack Obama está trabajando para impulsar un acuerdo climático mundial en París el próximo mes de diciembre. Además de los compromisos específicos de las empresas, los líderes de las mismas mostraron su apoyo a un fuerte acuerdo global sobre el clima durante las conversaciones de las Naciones Unidas. El Gobierno está usando las promesas como ejemplo de cómo las empresas pueden reducir sus emisiones de carbono.

Entre las promesas, el fabricante de aluminio Alcoa Inc. se ha comprometido a reducir las emisiones en un 50 por ciento desde sus niveles de 2005, mientras que el gigante agrícola Cargill Inc. dice que el 18 por ciento de su consumo total de energía provendrá de fuentes renovables.

Coca-Cola Co. ha afirmado que va a reducir la huella de carbono de su producción de bebidas en un 25 por ciento en los próximos cinco años, mientras que Google Inc. dice que planea triplicar sus compras de energía renovable en la próxima década. Berkshire Hathaway explica que planea invertir hasta 15 mil millones de dólares en la construcción y operación de generadores de energía renovable, mientras que Bank of America Corp.  dice que aumentará su negocio ambiental en 75 mil millones de dólares durante la próxima década.

Otras empresas participantes son Wal-Mart Stores Inc, United Parcel Service Inc., PepsiCo Inc., Microsoft Corp. y General Motors Co.

El mercado de carbono de la provincia china de Hubei tiene una tasa de cumplimiento del 100%

La provincia de Hubei, el segundo mayor mercado de carbono de China, reportó una tasa de cumplimiento del 100 por ciento en su primer año de negociación, gracias a una resolución de la autoridad local para posponer la fecha límite, por la que las empresas tuvieron que renunciar a sus permisos.

La fecha límite se fijó inicialmente para el 30 de mayo, pero fue aplazada al 10 de julio, ya que los reguladores recibieron quejas de empresas  por estar siendo tratadas injustamente. Fuentes del mercado de carbono de Hubei afirmaron que 27 empresas no cumplieron con la fecha de julio, pero que ahora ya habían cumplido totalmente.

Los participantes redujeron las emisiones de CO2 en 7,8 millones de toneladas durante el año de negociación, que asciende a un 3,19 por ciento del total.

De acuerdo con las reglas del mercado, las empresas que no logran entregar permisos para cubrir sus objetivos de reducción de CO2 están sujetos a multas. El cambio aún no ha revelado si alguna empresa se enfrentará a una pena de 150.000 yuanes ($ 23,441.16) por no cumplir con la fecha límite.

Con la fecha límitefinalizada, los volúmenes de negociación de agosto hasta el momento se han reducido un 96 por ciento mes a mes. Los precios cerraron en 25.54 yuanes el jueves, por debajo del récord de 28.14 yuanes del 14 de julio.

En junio, las empresas de cemento cubiertas por el intercambio de Hubei se quejaron de que las asignaciones de permisos eran insuficientes, pero sus peticiones fueron rechazadas, aliviando las preocupaciones del mercado de que los grandes emisores industriales se saliesen con la suya.

China, el mayor emisor de gases de efecto invernadero del mundo, se ha comprometido a utilizar los mecanismos de mercado para ayudar a que el máximo de emisiones sea en 2030 y reducir la intensidad de carbono – la cantidad producida por unidad de PIB – entre un 60 y 65 por ciento por debajo de los niveles de 2005 para el final de la próxima década.

Siete mercados de carbono piloto de China operan actualmente independientemente y aceptan diferentes tipos de créditos. Los reguladores están elaborando normas comerciales unificadas para el lanzamiento de un mercado a nivel nacional.

Un área de bosque equivalente al tamaño de la India podría perderse para el 2050

Los bosques tropicales se enfrentan a una gran cantidad de amenazas, en particular de las industrias madereras y agrícolas. Por consiguiente, su continua desaparición de la Tierra no es una gran noticia. Pero una nueva investigación sugiere que pueden estar desapareciendo más rápido de lo que se pensaba. Y eso podría tener grandes consecuencias si se tiene en cuenta los esfuerzos mundiales contra el cambio climático que se están haciendo.

Un nuevo informe del Centro para el Desarrollo Mundial advierte de lo que ocurrirá si los líderes mundiales no toman medidas más enérgicas para reducir la deforestación. Para el 2050, estiman, se perderá una superficie de bosque equivalente al tamaño de la India. Los investigadores llegaron a sus conclusiones mediante el uso de datos de satélites publicados sobre la cubierta forestal mundial desde 2001 hasta 2012 para evaluar las tasas actuales de deforestación en todo el mundo.

La pérdida de gran parte de los bosques del mundo es muy perjudicial para las plantas y los animales que dependen de ellos para sobrevivir. Pero aún más alarmante son las consecuencias para el cambio climático global. Actualmente, los líderes del mundo están trabajando para que la temperatura del planeta no aumente más de 2 grados centígrados. Pero con el fin de cumplir con ese objetivo, dicen los científicos, tiene que haber una cantidad limitada de carbono que los seres humanos puedan continuar vertiendo a la atmósfera en las próximas décadas.

Reducir el consumo de la quema de combustibles fósiles y la transición a fuentes de energía renovables es una de las principales acciones  que los países de todo el mundo están llevando a cabo para alcanzar la meta de 2 grados. Pero los bosques son enormes almacenes de carbono, que se vierte a la atmósfera si los árboles son destruidos.

Los investigadores dicen que hay varias maneras efectivas para iniciar la reducción en la deforestación. La realización de pagos de carbono internacionales – en la que los países ricos pagan a otras naciones para mantener sus bosques tropicales de pie – es una opción. La introducción de precios de carbono nacionales, que son esencialmente los impuestos que se deben pagar por el derecho a emitir una determinada cantidad de carbono, es otra posibilidad. O los países podrían simplemente establecer políticas más restrictivas sobre la deforestación.

China está considerando incluir fabricantes de automóviles y fábricas de papel en el mercado nacional de carbono

China está considerando propuestas que obligarían a los fabricantes de automóviles y a las fábricas de papel a recortar las emisiones de gases de efecto invernadero, ya que se incluirían en el mercado de carbono a nivel nacional que se lanzará a principios de 2017.

El objetivo original de China era el de incluir seis sectores industriales dentro del mercado- generación de energía, metales ferrosos, metales no ferrosos, materiales de construcción, productos químicos y aviación.

Pero de acuerdo con un reportaje delNational Business Daily, un ensayo del funcionamiento del mercado incluyó a esos seis sectores más los otros dos y se estableció que se iniciará en 2017 y que su ámbito de aplicación se ampliará aún más en fechas posteriores.

“A partir de 2019 nuestro objetivo es reducir el umbral de cobertura para incluir a más empresas, y también a más industrias,” dijo JiangZhaoli, el vicedirector del departamento de cambio climático de la Comisión Estatal de Reforma y Desarrollo.

China se ha comprometido a hacer pleno uso de los mecanismos de los mercados de carbono para que sus emisiones de gases de efecto invernadero  alcancen su máximo en 2030. Ya se ha puesto en marcha siete mercados piloto de carbono regionales, con empresas que pagan entre los 13 y 50 yuanes para cubrir cada tonelada de CO2 que emiten.

Sin embargo, la desaceleración de la economía ha hecho que sea más difícil de establecer una trayectoria de emisiones precisa para las empresas participantes. La menor demanda de productos industriales de alto consumo energético ha reducido los niveles de CO2 y los dejó con un excedente de permisos gratuitos, provocando un exceso de oferta y minando la necesidad de comerciar.

La producción de cemento cayó un 5 por ciento en el período enero-julio, mientras que el acero crudo cayó un 1,8 por ciento; el carbón crudo, un  5,3 por ciento, y la generación de energía a partir de plantas de carbón, un 3 por ciento, según la Oficina Nacional de Estadísticas.

United Airlines y Wyndham Worldwide llegan a un acuerdo para reducir las emisiones de carbono asociadas a los viajes aéreos

Cada vez más, los hoteles invitan a sus clientes a participar de sus programas de sostenibilidad. ALLCOT es consciente de esta tendencia y ofrece soluciones para poner en práctica este servicio.

Otras empresas también se han dado cuenta de la importancia de implicar al cliente en sus iniciativas de sostenibilidad y llegan a acuerdos.

Un ejemplo es que United Airlines y Wyndham Worldwide están trabajando juntos para reducir las emisiones de carbono asociadas a los viajes aéreos. La compañía hotelera, que es una de los más grandes del mundo, se ha comprometido a convertirse en un socio oficial del lanzamiento del programa de compensación de carbono de United Airlines Eco-Skies CarbonChoice. Este programa permite a los clientes de la aerolínea realizar un seguimiento y compensar las emisiones derivadas de sus  viajes de negocios y del transporte de mercancías dentro del ámbito empresarial.

“Como  única aerolínea estadounidense en ofrecer un programa de compensación de carbono, programa CarbonChoice representa otro camino para ampliar y colaborar con nuestros clientes en relación con las iniciativas ambientales, fuera de nuestra relación comercial normal”, dijo Angela Foster-Rice, Directora General de Asuntos de Medio Ambiente de United Airlines. “Este programa pone de relieve los esfuerzos de United Airlines para conseguir que la aviación comercial sea responsable con el medio ambiente, y estamos encantados de ayudar en los esfuerzos de reducción de la huella de carbono de Wyndham Worldwide.”

A través del programa CarbonChoice, los clientes reciben informes de emisiones de carbono a nivel de empresa personalizados y pueden comprar compensaciones para compensar las emisiones asociadas a su transporte, lo que permite realizar viajes neutros en carbono con United Airlines.

Wyndham Worldwide es un líder de la industria hotelera en  sostenibilidad y prácticas sociales responsables y ha sido incluida  tanto en el Dow Jones de Norteamérica como en  Índices Mundiales de Sostenibilidad;  también ha sido reconocido por CDP, el sistema de divulgación ambiental global más grande del mundo.

El dinero obtenido por los bonos de carbono se invertirá en el proyecto GreenTrees’ Advanced Carbon Restored Ecosystem (ACRE), situado a lo largo del valle del río Mississippi. Hasta la fecha, se han plantado más de 36 millones de árboles en cerca de 100.000 acres a lo largo del aluvial del Mississippi.

NDRC acelerará el desarrollo de un mercado de carbono nacional en China durante la segunda mitad de este año

La Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma en China (NDRC) ha dicho que va a acelerar el desarrollo de un mercado de carbono nacional durante la segunda mitad de este año.

La Comisión ya ha elaborado un documento que expone los objetivos y las medidas para combatir el cambio climático de China en el primer semestre de este año a medio y largo plazo, y lo ha enviado a la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático.

Durante los próximos seis meses, la NDRC tendrá como objetivo crear un plan para reducir las emisiones de carbono en un 17%.

Una hoja de ruta para un desarrollo de bajas emisiones de carbono de China se establecerá tan pronto como sea posible y un mercado de carbono a nivel nacional dirigido a las principales industrias se pondrá en marcha en el año 2016, según la comisión.

La inversión en medidas de reducción de carbono podría alcanzar los 4,1 billones de yuanes (US $ 660 millones de dólares) y se predijo una perspectiva brillante para los mercados de comercio de carbono. El duodécimo Plan de cinco años de China había incluido los objetivos de reducción de carbono, tales como la reducción de las emisiones de carbono un 40% -45% desde los niveles de 2005 para el año 2020;  sube a 60% -65% en 2030. También incluyó medidas relacionadas, tales como el aumento del porcentaje de energía procedente de combustibles no fósiles a un 15% en 2020 y 20% en 2030, así como medidas de protección ambiental que buscan aumentar el volumen de bosque desde los niveles de 2005 a 1,3 millones de metros cúbicos en 2020 y 4,3 millones de metros cúbicos en 2030.

US President Barack Obama also unveiled a Clean Power Plan, which targets to reduce carbon emissions from power stations by 32% on 2005 levels by 2030.

El presidente estadounidense, Barack Obama, también dio a conocer un plan de energía limpia, que apunta a reducir las emisiones de carbono de las centrales eléctricas en un 32% desde los niveles de 2005 para el año 2030.

El hecho de que tanto China como los EE.UU. ambos se hayan comprometido a reducir sus emisiones de carbono impulsará el desarrollo de los mercados de carbono y las industrias de reducción de carbono en todo el mundo.

Moody’s incorpora criterios de ESG para realizar sus calificaciones

La Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC) registra a la corporación Moody’s como una Organización de Calificación Estadística Reconocida a nivel Nacional (NRSRO), que permite a otras instituciones financieras y a otros interesados hacer referencia a los análisis de Moody’s para ciertos propósitos regulatorios, dado su papel para evaluar la solvencia de un deudor como una entidad o con respecto a determinados valores o instrumentos del mercado monetario. Moody’s, en estas evaluaciones, determina la solvencia cualitativa y cuantitativa con una variedad de métricas. Así:

• La SEC considera el cambio climático como un riesgo material;

• El Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático y la Agencia Internacional de la Energía ha declarado que, con el fin de lograr el objetivo internacional de limitar el calentamiento global a 2 ° C, el mundo tendrá que funcionar de acuerdo a un presupuesto conjunto de carbono financiado a través de los mercados de capitales;

• Según lo indicado por los más de 1200 miembros firmantes de los Principios para la Inversión Responsable, incluyendo agencias de calificación de servicios financieros, y otros como el MSCI y Morningstar, lo que representa más de $ 35 billones de dólares en activos bajo gestión, los inversores institucionales están cada vez más preocupados por los criterios ESG – ambientales, sociales y de gobernanza.

• S & P, competidor de Moody’s, recientemente actualizó sus metodologías generales de calificación crediticia para evaluar los factores de gestión y gobernanza de crédito e incluir los riesgos ESG incorporados a los factores tradicionales.

Por otra parte, en una reciente encuesta del Grupo de Inversores Institucionales sobre Cambio Climático, los gestores de activos que gestionan cantidades superiores a los  14 billones de dólares declararon que el 69% considera el cambio climático un riesgo importante que influyó en sus decisiones de selección. CDP apoya a 722 inversores institucionales gestionando US $ 87 billones en activos que revelan el riesgo climático en sus carteras de inversión.

Los 20 mayores compradores voluntarios de bonos de carbono

El fabricante estadounidense de coches General Motors lidera la lista mundial de empresas que han comprado más bonos de carbono voluntarios, según la ONG Ecosystem Marketplace.

En un informe con datos recogidos de un sondeo realizado por la organización internacional sin fin de lucro CDP, Ecosystem Marketplace encontró que 265 empresas compraron bonos de carbono voluntariamente en el período 2012-2013, por lo general dentro de los sectores no cubiertos por la regulación de carbono, tales como el transporte, los bancos, las finanzas y los seguros, servicios y tecnología.

Esto equivale a alrededor del 11% de las 1.882 empresas que dan a conocer los datos a CDP durante este período y entre todas compraron 16,5 millones de bonos en 2013.

General Motors compró 4,6 millones de bonos de carbono como parte de una iniciativa para compensar hasta 8 millones de toneladas para el año 2015, para que coincida con las emisiones procedentes de las ventas de automóviles de su nueva división de Chevrolet en Estados Unidos.

El banco británico Barclays fue el segundo mayor comprador, con la proveedora de gas y electricidad PG&E Corporation y la firma de cosméticos brasileña Natura empatando en el tercer puesto. Les siguen: Marks & Spencer Group, Bombardier Inc., Delta Air Lines, Microsoft Corporation, ANZ Banking Group, Allianz, Qantas Airways, Interface Inc, Deutsche Bank, National Australia Bank , Credit Suisse, Entergy, Bank of Montreal, TransAlta Corporation, TUI Group, British Sky Broadcasting.

La lista no incluye the Livelihoods Fund, que gestiona 8 millones de bonos de carbono durante más de 20 años, en nombre de 10 empresas- Danone, Schneider Electric, Credit Agricole, Michelin, Hermes, SAP, CDC Climat, La Poste, Firmenich y Voyageurs du Monde.

Ecosystem Marketplace es un programa del organismo no gubernamental Forest Trends. La misión de Forest Trends es mantener, restaurar y mejorar los bosques y los ecosistemas naturales ‘no divididos’, debido al valor de los procesos de mantenimiento de la vida que estos ofrecen.

México lanzará su mercado de carbono en 2017

México lanzará su mercado carbono en 2017 y proseguirá con su vínculo con los mercados de California, Quebec y Ontario, dijo Rodolfo Lacy, Subsecretario de Planeación y Política Ambiental de México, según afirmó el Ministro de Medio Ambiente de Quebec.

México introdujo un impuesto al carbono de 3.50 dólares por tonelada para los combustibles fósiles en 2014, y en algún momento permitirá a los emisores comprar y vender CERs de proyectos dentro del país cuyo objetivo es reducir el CO2 y utilizarlos para el cumplimiento de las normativas en lugar de pagar.

No se han dado más detalles, pero los comentarios de Lacy probablemente se refieren a que habrá un vínculo del programa climático de México con los tres mercados del norte, que a su vez están conectados a través de la Iniciativa Climática del Oeste (WCI).

Lacy dijo en abril en una conferencia de comercio de emisiones en LA que México estaba considerando establecer un enlace directo con la WCI, y esto parecía sugerir que exportarían los derechos de emisión.

El impuesto de México y el mercado de compensación forman parte de sus esfuerzos para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en un 30% por debajo del escenario habitual (BAU) para 2020 y reducir a la mitad los niveles de 2000 para mediados de siglo.

Estos objetivos consagrados en la legislación nacional se establecieron hace varios años y México recibió muchos elogios por convertirse en una de las primeras naciones en desarrollo que adoptaban una legislación sobre el cambio climático.

Por otra parte, México presentó a la ONU a principios de este año su promesas y se comprometió a reducir sus emisiones en al menos un 25% por debajo de los niveles de BAU en 2030.

También se ofreció a intentar llegar al objetivo de -40%, siempre que se alcance un acuerdo climático global que aborda diversas cuestiones, entre ellas un precio internacional del carbono, ajustes fronterizos de carbono, la cooperación técnica, el acceso a los recursos financieros de bajo costo y la transferencia de tecnología.

Por otra parte, el primer ministro de Quebec anunció en la cumbre de Toronto que su provincia se uniría a un movimiento sub-nacional para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en un 80-95% por debajo de los niveles de 1990 para el año 2050. Quebec lanzó su mercado de carbono en 2014, mientras que Ontario – provincia más poblada de Canadá – está actualmente diseñando su propio mercado y publicará los detalles hacia el final del año.

Sunny Delight celebra 5 años de cero residuos a vertederos y otras iniciativas de sostenibilidad

Sunny Delight Beverages Co. (SDBC) publicó su quinto informe de sostenibilidad anual, detallando sus objetivos de sostenibilidad y el progreso que ha hecho en este tema- incluyendo una inversión de 85 millones de dólares en nuevos equipos de producción para mejorar la eficiencia, una reducción significativa en la cantidad de calorías de sus bebidas, y el mantenimiento de la política de cero residuos a vertederos por quinto año consecutivo.

“El logro de conseguir establecer una política de cero residuos a vertederos fue difícil, pero aún más difícil es mantenerla”, dijo Ellen Lobst, director de sostenibilidad y vicepresidente senior de la cadena de suministro. “Este logro requiere creatividad, innovación y tenacidad por parte de la gente apasionada de la gestión ambiental. Nos sentimos orgullosos de los esfuerzos que hemos realizado para reducir al mínimo nuestra huella de carbono”.

El informe destaca logros tales como una reducción del 3 por ciento en el consumo de agua por unidad, una reducción del 17 por ciento en el consumo de energía y una reducción del 10 por ciento de la huella de carbono por unidad. Y la compañía dice que la inversión en la mejora de la eficiencia de producción ayudó a aumentar los ingresos de la empresa un 3 por ciento.

Además, Lobst dice que la compañía también se complace de haber reducido la cantidad de calorías en sus bebidas un 50 por ciento, de un promedio de 92 en 2007 a 48 en la actualidad.

Otras mejoras ambientales incluyen la reducción de material de embalaje en 24 millones de libras, mejorando la eficiencia del envío con el uso camiones que van cargados a más del 90% de su capacidad y el uso de combustibles eficientes.

También como parte de sus esfuerzos ambientales, la compañía se ha asociado con sus fabricantes de botellas para llevar el proceso de fabricación de las mismas a sus plantas de fabricación de jugo o llevarlas a un lugar donde la distancia sea corta para tratar de eliminar la necesidad de transportar las botellas a sus plantas.

Sus logros económicos incluyen el mantenimiento de su posición como una de las compañías de bebida que más rápido ha crecido del mundo, mientras que introducido al mercado bebidas que son casi un 50 por ciento más bajas en calorías. Dentro de esta iniciativa, también se ha bajado el azúcar en un 99 por ciento de las bebidas e incluye tamaños más pequeños con la cantidad de nutrientes necesaria para niños en edad escolar.

Sunny Delight todavía tiene algunas metas para el futuro, como la reducción del uso de agua y energía y de su huella de carbono en un 25 por ciento para el año 2015, según su informe.