Los grandes bancos realizan cada vez más inversiones sostenibles

Los principales actores de la industria financiera han mostrado un creciente interés en la inversión sostenible en los últimos años. Podemos hablar de varios ejemplos, como Citigroup, Deutsche Bank y el Banco de Inglaterra.

Citigroup anunció un compromiso de 100 mil millones de dólares para financiar las actividades de mitigación del cambio climático, duplicando la cantidad que se destinó a proyectos de este tipo en 2007. Durante 10 años, este capital se usará para apoyar a una amplia gama de proyectos de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, para mejorar la eficiencia de los recursos y mejorar la infraestructura para la adquisición de agua potable, la gestión de residuos y  para impulsar la vivienda verde.

 

Deutsche Bank se ha comprometido a invertir 1000 millones de euros en bonos verdes, en valores financieros que fomenten la sostenibilidad y en el desarrollo de zonas industriales abandonadas. Esta cantidad se suma a los 200 millones de euros que el Deutsche Bank ya ha invertido en bonos verdes y sigue un compromiso similar al realizado por Barclays el septiembre pasado.

 

También en febrero, el Banco de Inglaterra (BoE) publicó un programa de investigación que reconoce el impacto del cambio climático en los mercados financieros. Mientras que el trabajo previo del Banco de Inglaterra sobre el cambio climático estuvo centrado en la adaptación de las aseguradoras a fenómenos meteorológicos extremos, el documento señala el “impacto del cambio ambiental no se limita a la industria de los seguros.” En cambio, BoE destaca el riesgo generalizado de la estabilidad financiera planteada por la escasez de recursos y los posibles activos ‘varados’ en una economía baja en carbono. Banco de Inglaterra tiene previsto examinar más a fondo el papel de los bancos centrales para hacer frente a este riesgo.

Los bancos también están liderando los esfuerzos para normalizar las prácticas en el mercado de bonos verdes. 13 bancos de inversión prominentes, entre ellos Deutsche Bank, Citi y BofA Merrill Lynch, eran firmantes originales de los Principios de Bonos Verdes (GBP), directrices para fomentar la transparencia en la elaboración y emisión de bonos verdes. Publicado por Ceres, el GBP recomienda procesos de evaluación y selección de proyectos, gestión y uso de los ingresos, y la presentación de informes. Los proyectos reconocidos por los principios incluyen la energía renovable y la eficiencia energética, gestión de residuos, el uso de la tierra y del agua, la conservación de la biodiversidad, y el transporte limpio.

maria soler